ESTADOS UNIDOS, Nueva York.- Jefe de la infame banda criminal de Carlo Gambino, una de las "cinco familias" de la mafia de Nueva York, Frank Cali, de 53 años, fue llevado vivo al hospital desde su casa en Staten Island, Nueva York, pero más tarde fue declarado muerto.

Increíblemente, Cali, también conocido como "Frank Boy", tenía solamente un crimen en su expediente: un cargo de extorsión en 2008, por el cual estuvo 10 meses en la cárcel. A cargo de la familia desde 2015, es el primer padrino asesinado de la mafia de Nueva York desde 1985.

Según la policía, bajo la dirección de Cali, la familia Gambino estuvo más centrada en el tráfico de heroína y del analgésico OxyContin, de uso indebido.

Activa desde principios del siglo 20, la familia Gambino controló numerosas actividades ilícitas, como extorsión, fraude, juegos de azar, lavado de dinero, asesinatos por encargo, robos y tráfico de drogas.

El fallecido tenía conexiones con la mafia desde el momento en que nació en Nueva York, el 26 de marzo de 1965, de padres sicilianos. Sus grandes tíos fueron los mafiosos Vito Bonventre (1875-1930) y Giovanni Bonventre (1901-1970). Se dice que Cali se convirtió en un hombre "hecho a la medida" de la familia Gambino en 1997, y rápidamente ascendió hasta transformarse en un poderoso capo antes de los 40 años.

Cali era sobrino político del mafioso John Gambino (1940-2017) y tenía estrechos lazos con la "cosa nostra" italiana, a través de la familia Inzerillo, en Palermo, Sicilia. Estaba casado con Rosaria Inzerillo, prima de Frank Inzerillo, asociado de Gambino.

La policía investiga quién está detrás del crimen. Por el momento no hay arrestados, pero las sospechas caen sobre alguna de las otras familias mafiosas de Nueva York.