La crítica situación que se vive en Formosa y en Chaco sigue creciendo: luego de confirmarse que hubo dos muertos en la tarde de ayer, hasta el momento ya son casi 5500 evacuados por las inundaciones y el pronóstico no da buenas señales, ya que para la semana pronostican que continuará el mal clima.

Según informaron desde Defensa Civil, en estos últimos dos días se intensificó la gravedad de la situación. Más de 2000 personas de Chaco debieron dejar sus hogares para alojarse en escuelas y centros integrales comunitarios, en tanto, en Formosa la cifra ya supera los 3400. 

Ante la gravedad de la situación, el gobierno chaqueño ya informó que debió intensificar la ayuda humanitaria a las zonas damnificadas.  "Llevamos gastados más de 100 millones de pesos en la atención de esta emergencia", comentó el gobernador Domingo Peppo, quien aseguró: "se están atendiendo las urgencias de las personas más afectadas”.

Además también se mostró preocupado por las devastadoras consecuencias económicas que tendrá esta situación. “Somos conscientes del alto impacto que tendrá en la economía provincial las miles de hectáreas de distintos cultivos que están cubiertas por agua y también en aquellos lotes donde no hay piso por exceso de lluvias", informó.

Las abundantes precipitaciones dañaron caminos rurales y campos, que se encuentran anegados y con dificultades para el escurrimiento de las aguas. 

Además, durante la tarde del lunes se conoció la triste noticia del fallecimiento de un hombre junto a su hijo en la localidad chaqueña de Las Breñas luego de las inundaciones. "Dos personas murieron electrocutadas, un padre de 42 años y su hijo de 1 cuando el agua ingresó en su vivienda",  informó ayer Daniel Russo, subsecretario de Defensa Civil de la Nación, quien agregó que en  algunas localidades cayeron más de 300 milímetros en tan solo unas horas.

La situación podría llegar a complicarse aún más, dado que en algunas localidades como Resistencia o Las Breñas, hay una alta posibilidad de que se produzcan nuevas precipitaciones entre el miércoles y el sábado.