No hubo evacuados. Continúan los trabajos de limpieza en canales y desagües.

El Gobierno de la Ciudad realizó un amplio relevamiento en toda la ciudad, antes, durante y después de la tormenta que se registró anoche y esta madrugada.

Cuadrillas de la Secretaría de Protección Ciudadana intervinieron por ocho árboles caídos, que fueron removidos para mejorar la circulación vial y peatonal.

No hubo situaciones de anegamientos como tampoco evacuaciones.

Nuevamente se reiteró el pedido de evitar sacar bolsas de residuos a la calle cuando se emitan alertas meteorológicos con la finalidad de evitar obstrucciones en bocas de tormenta o imbornales.

Por su parte, los equipos de la subsecretaría de Gestión Integral de Riesgos relevaron los distintos puntos críticos de la ciudad, especialmente en zonas cercanas a los ríos y canales, mientras que la Secretaría de Servicios Públicos y Ambiente continuó con el operativo de limpieza de desagües pluviales.

Las tareas se llevaron a cabo en el área centro; la avenida Paraguay frente a la Sociedad Rural; avenida Varela de los barrios San Ignacio y Norte Grande; intersección de avenidas Felipe Varela y Discépolo; avenida Tavella, y las calles Obispo Romero, San Felipe y Santiago y Francisco López.

El Servicio Meteorológico Nacional anuncia lluvias, chaparrones y tormentas aisladas para todo el fin de semana, pero sin alertas.

Se recuerda que ante situaciones de emergencia pueden comunicarse al número 105 o bien al 911.-