"Demasiado masculina, fea y poco atractiva para ser violada", con estos polémicos fundamentos un tribunal de Italia dejó en libertad luego de una apelación a dos jóvenes condenados en primer grado por haber violado a una chica peruana. Tras conocerse el fallo, el caso generó una gran indignación en este país europeo.

Sin embargo, el Ministerio de Justicia italiano dio a conocer en las últimas horas que va a revisar la sentencia del tribunal de apelación de la ciudad de Ancona. Insólitamente, la entidad anuló una condena de 5 y 3 años de prisión que se había dictaminado con anterioridad para los dos acusados por haber drogado y violado a una joven de 22 años.

Este hecho de abuso sexual con acceso carnal sucedió en el 2015 y tanto la víctima como los dos acusados tienen nacionalidad peruana.

El tribunal de primera instancia italiano sentenció a los dos acusados, uno de ellos como cómplice, pero apenas dos años más tarde el organismo de apelación de Ancona, compuesto por tres juezas, los absolvió tomando como suyos los argumentos de los abusadores.

Los argumentos se basaban en que la joven poseía un aspecto muy masculino, era fea y que incluso no les gustaba para nada. Tanto es así, que el presunto autor de la violación la tenía agendada en su celular bajo el apodo de "vikingo".

La aberrante sentencia fue anulada esta semana en Casación y ahora el nuevo proceso de apelación se celebrará otra vez, pero en este caso en la ciudad de Perugia.

El caso obviamente generó la indignación de distintos colectivos feministas, que se manifestaron frente a la sede del tribunal de apelación. "Temblad, temblad, las brujas están de vuelta", se quejaban lo manifestantes, quienes exhibían carteles con mensajes como "verguenza, indignación, la magistratura necesita formación".