Los recursos fiscales entre Nación y Provincias tendrán en 2020 un 36,27% en el caso de que la inflación sea del 35%. Los recursos fiscales entre Nación y Provincias tendrán en 2020 un 36,27% en el caso de que la inflación sea del 35%. Informe identificó a las provincias más comprometidas que presentaban menor ahorro corriente en 2019 y enfrentan mayor peso de los vencimientos de deuda en 2020.

El Instituto de Estudios sobre la Realidad Argentina y Latinoamericana (IERAL) de Fundación Mediterránea, elaboró en su último informe de coyuntura, los cambios económicos que las provincias tendrán según el aprobado Consenso Fiscal y la Ley Solidaria. Varias jurisdicciones castigadas durante cuatro años del gobierno de Mauricio Macri, terminaron el 2019 con sus cuentas en rojo, como el Chaco, Entre Ríos y Chubut.

Los recursos fiscales entre Nación y Provincias tendrán en 2020 un 36,27% en el caso de que la inflación sea del 35%.

Las transferencias automáticas a provincias, pasaron de 18,9% del Producto Bruto Interno (PBI) en 2015 a 15,9% en 2018. Con la suba de los Derechos de exportación, dichos recursos netos subieron a 16,0% del PIB en 2019 y ascenderían a 18,8% en 2020, tras las subas de tributos nacionales anunciados, y la suspensión de bajas programadas. En el caso de las transferencias automáticas a provincias, pasaron de 7,2% del PIB en 2015 a 7,5% en 2019, y crecerían a 7,7% en 2020.

Según destaca el informe, luego de las subas de impuestos y suspensión de bajas previstas para el año corriente, las provincias mejorarán sus ingresos este año, muy probablemente por arriba de la inflación del período. Tendrán también restricciones, vinculadas principalmente con su situación fiscal de partida, y con los servicios de deuda que deban afrontar (deuda que pesa mucho más tras las subas del dólar ocurridas en 2018 y 2019).

Pueden agruparse las provincias en un “semáforo fiscal” para 2020, con sus cuentas en rojo y más comprometidas, aquellas que presentaban menor ahorro corriente en 2019 y enfrentan mayor peso de los vencimientos de deuda (Buenos Aires, Chaco, Chubut, Jujuy, Neuquén y Río Negro), así como en verde las provincias más aliviadas, por contar con alto ahorro corriente inicial y menor peso de los servicios de deuda (Catamarca, Córdoba, Corrientes, Formosa, La Pampa, Misiones, San Juan, San Luis, Santiago del Estero).

Existen casos intermedios, en amarillo, como los de CABA, Mendoza y Tierra del Fuego, en que resultan pesados sus servicios de deuda, pero cuentan también con alto ahorro corriente para poder afrontar la deuda que vence. O provincias con bajo ahorro corriente, pero con servicios de deuda intermedios o relativamente bajos, como Entre Ríos, La Rioja, Salta, Santa Cruz, Santa Fe y Tucumán.

Considerando los cambios y el impacto tributario de la Ley Solidaria y la suspensión en la baja de Ingresos Brutos, podría significar más recursos adicionales y Formosa obtendría 76.832 millones. Las Transferencias Automáticas en el 2019 para la provincia era de 55.533 millones.