Tras haber sido denunciado por una mujer llamada Kathryn Mayorga por abuso sexual, el futbolista Cristiano Ronaldo aceptó someterse a una prueba de ADN para demostrar su inocencia. El portugués se mostró dispuesto a colaborar con la Policía de Las Vegas (en esta ciudad habría ocurrido el hecho), quienes solicitaron una orden judicial para efectuar el análisis médico.

La estrella de la Juventus siempre negó todas las acusaciones de esta supuesta violación que habría ocurrido en el 2009 y su disposición para que le hagan la prueba responde a que es un protocolo habitual en los casos de agresión sexual. Mayorga también aseguró que el delantero le pagó 375.000 dólares para mantener aquel encuentro en secreto, que corresponde a la época en la que él se desempeñaba en el Manchester United de Inglaterra.

Más allá de esta denuncia, Ronaldo también fue acusado esta semana por la actriz británica Jasmine Lennard, quien dijo que fue su pareja durante 10 años y lo trató en las redes sociales de "mentiroso", "psicópata" y "acosador". Luego de estas nuevas revelaciones, el equipo legal del astro luso habló con el portal estadounidense TMZ y sostuvo que su cliente "no tiene ningún recuerdo especifico" de la Sra. Lennard.

"El Sr. Ronaldo no tiene ningún recuerdo específico de la reunión con la Sra. Lennard hace 10 años o en cualquier momento. Él no ha tenido una relación con ella y no ha tenido ningún contacto con ella, ya sea en los últimos 18 meses, como sugiere la Sra., o de otra manera", enfatizaron los abogados del jugador de la Juve.

Y continuaron: "Las notas de voz publicadas por la Sra. Lennard en las redes sociales no son del Sr. Ronaldo. El Sr. Ronaldo tomará las medidas legales apropiadas en su debido momento". Tras conocerse la respuesta legal de Cristiano, la cuenta de Twitter de Lennard fue cerrada, mientras que su Instagram pasó de público a privado.

En su Twitter, la también modelo había posteado, entre muchas más cosas: "Tiene serios problemas de salud mental. Toda su vida es mentira. Es un jodido psicópata, un mentiroso y un acosador. Me dijo que si salía con alguien o salía de casa me secuestrarían, me cortarían el cuerpo, lo meterían en una bolsa y lo tirarían al río. Tengo pruebas de lo que estoy diciendo. Es un psicópata".